"Comprendí el error de toda la humanidad; unos lloran por placer y otros con nostalgia" (Cartola)


  

:.  ARY BARROSO
Nacimiento - Fallecimiento:   07/11/1903 - 09/02/1964
Estilo Musical:  Samba
Artistas Relacionados:  Carmen Miranda, Dorival Caymmi
Links:  Página Oficial - Página No Oficial
   

Ary Evangelista Barroso, Ary Barroso, nació en Ubá (Minas Gerais) el 7 de noviembre de 1903. Su padre, el Dr. João Evangelista Barroso, fue diputado estatal y promotor público en Ubá. Después de la muerte de su madre, dona Evangelina, y de su padre (ambas en 1911), fue adoptado por sus tías dona Gabriela y dona Rita, esta última profesora de piano y responsable de su iniciación a la música. A los 12 años de edad, a pesar del empeño de las tías en hacerlo padre, comenzó a trabajar como pianista auxiliar del Cinema Ideal, en Ubá. Estudió inicialmente en la escuela pública Guido Solero. Después de pasar por varios colegios de la zona da Mata, concluyó el curso en el Ginásio de Cataguases. Compuso el cateretê “De longe” a los 15 años y en seguida la marcha “Ubaenses gloriosos”. En 1992, con la muerte de su tía Sabino Barroso, exministro de Fazenda, recibió una herencia de 40 contos, lo que le facilitó su ida a Rio de Janeiro para estudiar. En 1921 ingresó en la Facultad de Derecho, en la Ruda do Catate, pasando al mismo tiempo a frecuentar las rodas bohemias de la capital. En 1922, reprobado en la facultad y ya sin dinero, comenzó a trabajar como pianista en el Cinema Íris, en el Largo da Carioca. En mayo de 1923 pasó a tocar con la orquesta del maestro Sebastião Cirino en la sala de espera del Teatro Carlos Gomes. Actuó también en la orquesta de Alarico Pais Leme, en el Teatro Trianon, y en la de J. Tomás, en la sala de espera del Cine Eldorado. Tocó después en orquestas de danza, como la American Jazz, del maestro José Rodrigues, y en el Jazz Band Sul-Americana, de Romeu Silva. En 1926 retomó los estudios de derecho sin dejar las actividades de pianista, hasta que el maestro Spina, de São Paulo, lo invitó a excursionar con él a Poços de Caldas (Minas Gerais). Durante los ocho meses de viaje produjo varias composiciones. De vuelta a Rio de Janeiro, en 1929, entregó a Djalma de Vincenzi, gerente de Carlos Wehrs, algunas composiciones, entre las cuales “Pobre e esfarrapada”, “Pente fino” y “É mentira, oi”, que fueron mostradas a Luís Peixoto y Olegário Mariano, entonces revistógrafos del Teatro Recreio, de Rio de Janeiro. Comenzó así su participación en el teatro musicado, que se extendió de 1929 a 1960, teniendo escrito músicas para más de 60 piezas teatrales. El 25 de abril de 1929 estrenaba en el Teatro Recreio la revista Laranja da China, de Olegário Mariano y Luís Peixoto (músicas en parceria con Júlio Cristóbal y Sá Pereira). Entre los sambas incluidos estaban “Vou à Penha”, cantado por Zaíra Cavalcanti (que marcó su estreno en disco, grabado por su colega de facultad Mário Reis en la Odeon, en 1929), y “Vamos deixar de intimidades”, su primer éxito, también grabado por Mário Reis e interpretado en espectáculo por Araci Cortes. En ese año concluyó el curso de derecho. Incentivado por Eduardo Souto, inscribió la marchinha “Dá nela” en el concurso de músicas carnavalescas de la Casa Edison para el Carnaval de 1930. La música obtuvo el primer lugar, y el 18 de enero de 1930 recibía el premio de cinco contos en el Teatro Lírico, lo que le permitió casarse con Ivone Belfort Arantes. Siguió entonces para Belo Horizonte (Minas Gerais) donde su tío, el diputado estatal Inácio Barroso, conseguirá que él fuese nombrado juez municipal de Nova Resende (Minas Gerais). Resolvió, entre tanto, no aceptar el nombramiento y luego regresó a Rio de Janeiro, dispuesto a convertirse en músico profesional. Produjo en 1931 varias composiciones para el teatro musicado, destacándose “Faceira”, lanzada por Sílvio Caldas en la revista “Brasil do amor” (en parceria con Marques Porto), que lo estrenó en mayo en el Teatro Recreio. En junio era llevada a escena el mismo teatro la revista “É do balacobaco” (de Vítor Pujol y Marques Porto), en la cual estaba incluida, entre otras, su música “Na grota funda”, con letra del caricaturista J. Carlos. En el estreno estuvo el compositor Lamartine Babo, que quedó impresionado con la música y decidió escribir otra letra para la melodía. Nacía así “No rancho fundo”, lanzado días después en el programa que Lamartine comandaba en la Rádio Educadora, en Rio de Janeiro, y que marcaría el inicio de parceria responsable, entre otras, por las composiciones “Palmeira triste”, “Na virada da montanha” y “Grau dez”. Su prestigio como compositor quedó asegurado entre 1931 y 1933, además de su intensa participación en el teatro, tuvo un número considerable de composiciones grabadas por Sílvio Caldas, Carmen Miranda, Elisinha Coelho, por la dupla Jonjoca y Castro Barbosa y otros. Ingresó en la radio presentándose en el programa “Horas do Outro Mundo”, de Renato Murce, y luego en el “Programa Casé”, ambos en la Radio Philips, de Rio de Janeiro. En 1934, después de haber ido a Bahia como pianista de la Orquesta de Napoleão Tavares, creó en la Radio Cosmos (de São Paulo) el programa “Hora H”, que en 1935 sería lanzado también en la Radio Cruzeiro do Sul, de Rio de Janeiro. Aún en 1935 se estrenó como locutor deportivo, auxiliando a Gagliano Neto en la transmisión de corridas de automóvil en el circuito de Gávea. Como locutor de fútbol se volvió famoso por tocar una flauta de manera graciosa cada vez que se marcaba un gol, y por su parcialidad a favor del equipo de fútbol Flamengo. Sin parar de componer, lanzó en 1937 el programa “Calouros em Desfile” en la Radio Cruzeiro do Sul (que más tarde sería transpuesto para la TV Tupi). En él, exigía que los candidatos cantasen solamente una música brasileña y que anunciasen correctamente el nombre de los compositores. Al transferirse en 1938 para la Radio Tupi, pasó a actuar como comentarista, humorista, actor y locutor. En junio de 1939 lanzó, en la revista usical “Entra na faixa”, en el Teatro Recreio, el samba “Aquarela do Brasil”, cantado por Aracy Cortês. Interpretado al mes siguiente por Cândido Botelho en el espectáculo “Joujoux et Balangandans”, de Henrique Pongetti (músicas en parceria con Lamartine Babo y Nássara), en el Teatro Municipal, y grabado en agosto por Francisco Alves, en la Odeon, “Aquarela do Brasil” fue el iniciador del samba-exaltação, de melodía extensa y siempre apoyado con gran orquestación -género que se acreditaba destinado a la conquista del mercado internacional de música popular. La más célebre de sus composiciones tuvo centenas de grabaciones en Brasil y en el exterior. En 1944 hizo dos viajes a Estados Unidos, después del lanzamiento en el mercado norteamericano de “No tabuleiro da baiana” y “Aquarela do Brasil”. Compuso entonces “Rio de Janeiro”, para la película “Brazil” (1944), de la Republic Pictures, grabada en 1950 por Dalva de Oliveira en la Odeon, y que fue nominada para el Óscar como mejor música de banda sonora. Contribuyó también para la banda sonora de la película “Você já foi à Bahia?”, de Walt Disney. En el segundo viaje musicó la película “Três garotas de azul”, que quedó inacabado. Por falta de condiciones favorables a una repercusión mayor de su trabajo, desistió de establecerse en Estados Unidos, país al que volvería en 1945 para musicar, en Nueva York, el espectáculo “O trono das Amazonas”, que contendría 18 composiciones suyas y que no llegó a ser llevado a escena por fallecer poco antes del estreno. En 1946 fue el segundo candidato más votado de la União Democrática Nacional (UDN) en las elecciones para la cámara de diputados de Rio de Janeiro, entonces Distrito Federal, y gran defensor de la construcción del Estadio de Maracanã. Participó activamente en el campo de la recaudación del derecho autoral, como miembro de la UBC (y como su primer presidente, en 1942), de la SBAT y SBACEM. Organizó en 1953 la Orquesta de Ritmos Brasileiros, con la cual excursionó por Venezuela y México, y, en 1955, por Uruguay y Argentina. Aún en 1955, con Villa-Lobos, fue condecorado con la Ordem Nacional do Mérito, en ceremonia presenciada por el entonces presidente de la República, Café Filho. En 1957 fue homenajeado con el espectáculo “Mr. Samba”, del productor Carlos Machado. Montado en la sala Night and Day, de Rio de Janeiro, el 8ROTEIRO) del espectáculo sugería su biografía, utilizando las propias composiciones. En 1960, siempre continuando con la composición, fue vicepresidente del departamento cultural y recreativo del Clube de Regatas Flamengo. Enfermó de cirrosis hepática pero se reestableció parcialmente en 1962 y retomó su programa en la TV Tupi, “Encontro com Ary”, transmitido los domingos. Aún en ese año hacía su última parceria; con Vinícius de Moraes, que hizo letras para cuatro músicas, inclusive “Rancho das namoradas”. En 1963 la Ordem dos Músicos do Brasil amenazó con prohibir la ejecución de sus composiciones por desentendimiento entre las entidades UBC y SBACEM. Los medios musicales y la prensa se agitaron, llegando a realizar una Semana de Desagravio, que comprendía concentración popular en la plaza Serzedelo Correia, en Copacabana. Internado en la Casa de Saúde São José con nueva crisis de cirrosis, parecía recuperarse en la Navidad de 1963 pero sufrió una recaída y fue recogido por el Instituto Quirúrgico Gabriel de Lucena, donde falleció; era un domingo de Carnaval y el G.R.E.S. Imperio Serrano desfilaba en la avenida presentando el enredo “Aquarela do Brasil”. En el Carnaval de 1988 fue nuevamente homenajeado como tema de escola de samba, esta vez por la União da Ilha do Governador.

Bibliografía

A,  B,  CDEF,  G,  H,  IJ,  KL,  M,  NOP,  Q,  R,  S,  TUV,  W,  X,  Y,  Z